www.utec.edu.sv ISSN: 2218-3345
NÚMERO 54 DICIEMBRE 2013
Universidad Tecnológica de El Salvador
Calle Arce No. 1020, San Salvador www.utec.edu.sv
- El suicidio: etiología, factores de riesgo
y de protección
- Resultados obtenidos a largo plazo
de un programa de prevención de violencia
de género en El Salvador
- Cultura, neurociencia y espiritualidad: abordaje
neuro-psico-espiritual en psicoterapia
- Entre el techo y las fronteras de cristal
en Latinoamérica: retos y vicisitudes vigentes
en el proceso de empoderamiento de las mujeres
- Características de un grupo de hombres presos
por violencia de género y variables asociadas
con la violencia contra las mujeres
5
Editorial
6
El suicidio: etiología, factores de riesgo y de protección
José Ricardo Gutiérrez-Quintanilla
12
Resultados obtenidos a largo plazo de un programa
de prevención de violencia de género en El Salvador
Laura Navarro-Mantas
20
Cultura, neurociencia y espiritualidad: abordaje
neuro-psico-espiritual en psicoterapia
Carlos Fayard
32
Entre el techo y las fronteras de cristal
en Latinoamérica: retos y vicisitudes vigentes
en el proceso de empoderamiento de las mujeres
Tania Esmeralda Rocha-Sánchez
42
Características de un grupo de hombres presos por violencia de
género y variables asociadas con la violencia contra las mujeres
Noelia Rodríguez-Espartal
DIRECTOR GENERAL
Nelson Zárate
Rector Universidad Tecnológica de El Salvador
DIRECTOR EJECUTIVO
Y PRODUCCIÓN
Rafael Rodríguez Loucel
COMITÉ EDITORIAL
Lorena Duque de Rodríguez
Vicerrectora de Gestión Institucional
José Modesto Ventura
Vicerrector Académico
Ramón Rivas
Director de Cultura
Edith Vaquerano de Portillo
Directora de Comunicación Institucional
Blanca Ruth Orantes
Directora de Investigaciones
Max Valladares
Director de Planicación
Julio Martínez
Director de la Escuela de Antropología
Ricardo Gutiérrez
Investigador Utec
María José Monjarás de Montiel
Jefa de Publicaciones Utec
AGRADECIMIENTO A
Arely Villalta de Parada
Decana de la Facultad de Ciencias Sociales
Edgardo Chacón
Director de la Escuela de Psicología
REVISTA DE LA UNIVERSIDAD TECNOLÓGICA DE EL SALVADOR - NÚMERO 54 - DICIEMBRE 2013
JEFA DE PUBLICACIONES
María José Monjarás de Montiel
DISEÑO Y DIAGRAMACIÓN
Evelyn Reyes de Osorio
REVISIÓN
Noel Castro
IMPRESIÓN
Tecnoimpresos, S.A. de C.V.
19.ª Av. Norte, 125,
San Salvador, El Salvador.
Tel.: 2275-8861 • Fax: 2222-5493
E-mail:gcomercial@utec.edu.sv
Los artículos y documentos que aparecen
en esta edición son responsabilidad de sus autores,
no representan la opinión ocial
de la Universidad Tecnológica de El Salvador.
Se autoriza la reproducción total o parcial
de los artículos, siempre que se cite la fuente.
La revista Entorno es una publicación de la
Universidad Tecnológica de El Salvador.
Calle Arce, 1020, San Salvador, El Salvador, C.A.
Tel.: 2275-8888 • Fax: 2271-4764
www.utec.edu.sv
5
EDITORIAL EDITORIAL
La investigación cumple su función de transferencia del conocimiento y
socializadora principalmente por medio de la publicación de los trabajos
realizados, tanto en forma impresa como por medios informáticos y en línea,
aportando con ello a las comunidades académica y científica. Una de las
formas muy valiosas de divulgación son los congresos científicos, que generan
publicaciones arbitradas.
Como producto de su compromiso editorial, la revista entorno, de la Universidad
Tecnológica de El Salvador, Utec, tiene el honor de publicar en este número los
artículos derivados de las ponencias de los especialistas que participaron en el
Congreso Internacional de Psicología “Un aporte de la psicología al desarrollo
humano y a la salud mental en El Salvador”, realizado los días 9, 10 y 11 de
octubre del año 2013, que fue organizado por la Facultad de Ciencias Sociales
y la escuela de Psicología de la Utec, siendo esta la sede del evento.
En el congreso, destacados especialistas de la Utec e invitados de universidades
de Estados Unidos, México y España expusieron los resultados de sus estudios,
evidenciando las tendencias actuales en materias de violencia de género y
autonomía femenina, psicología positiva, prevención y atención de conflictos
psicosociales y desarrollo del talento humano. En este número, entorno
expone temas relevantes como el suicidio, vinculado con los factores de riesgo
y de protección, aproximando escenarios desde los planteamientos teóricos
y analizando las realidades en nuestra sociedad que influyen en las personas
que deciden quitarse la vida, tema en el que la Utec ha venido participando.
Se registra, además, la experiencia obtenida por la cátedra de Género en la
aplicación de un programa de prevención de violencia de género en El Salvador
desde el año 2011. También contiene un interesante artículo que trata, desde
la cultura, la neurociencia y la espiritualidad en los procesos de psicoterapia,
la violencia y sus climas en el ámbito familiar y en los entornos comunitarios;
además, abordan el tema del empoderamiento de las mujeres y presentan un
estudio que muestra las características de un grupo de hombres privados de
su libertad por haber incurrido en violencia de género.
La situación de violencia, en muchas de sus dimensiones —que es común en
diversas sociedades—, abordada científicamente y desde el punto de vista
académico, resulta un tema de interés interdisciplinar y motivo de análisis para
estudiantes y docentes, como punto de partida para más investigación; y sobre
todo con la opción de iniciar un conocimiento profundo acerca de cada temática.
La Utec cumple, con la publicación regular de entorno, su función de transferir
los hallazgos, conclusiones y recomendaciones de la actividad investigativa,
y con los congresos científicos, en esta ocasión desde la psicología, pero en
una línea transversal con temas de la realidad nacional. Será, para esta casa
de estudios superiores y el equipo editorial, un logro muy importante que un
buen número de lectores interesados saquen provecho del presente ejemplar.
6
Revista Entorno, Universidad Tecnológica de El Salvador, www.utec.edu.sv, diciembre 2013, número 54: 6-11, ISSN: 2218-3345
El suicidio: etiología,
factores de riesgo y de proteccn
José Ricardo Gutiérrez-Quintanilla
Recibido: 30/10/2013 - Aceptado: 10/12/2013
Resumen
El presente artículo tenía como objetivo general
analizar la prevalencia, las estadísticas, los factores
de riesgo y de protección del suicidio. En este
sentido, se hace una revisión de la etiología del
suicidio, los factores causales como los biológicos,
psicológicos y sociales. Se presentan las definiciones
de la prevención general, la prevención directa
y de la prevención indirecta. También se hace
una presentación y discusión de las diferentes
enfermedades mentales que mayor incidencia tienen
en el fenómeno del suicidio. Entre estas patologías
mentales se mencionan: la depresión, el consumo
de drogas y alcohol, los trastornos de personalidad,
la esquizofrenia y algunos problemas conyugales.
Se describe el riesgo en las etapas vitales del ser
humano.
Palabras clave
Etiología, factores de riesgo, prevención.
José Ricardo Gutiérrez-Quintanilla. Es Doctor en Psicología. Profesor, investigador. Universidad Tecnológica de El Salvador. ricardo.gutierrez@utec.edu.sv
Abstract
The general objective of this article was to analyze the
prevalence, statistics, protection and risk factors of
suicide. In this sense, a revision of the etiology of suicide
has been conducted, taking into account elements
such as the biological, psychological and social factors
of suicide. The definitions of general prevention, direct
prevention and indirect prevention are presented; in
like manner, the study also presents and discusses
the different mental illnesses which represent a
higher incidence in the phenomenon of suicide; these
pathologies include depression, alcohol and drug
consumption, personality disorders, schizophrenia, and
marriage problems. It also describes the risk in the vital
stages of human beings.
Keywords
Etiology, risk factors, prevention.
Epidemiología
El suicidio en El Salvador es un fenómeno relacionado con
la salud mental y los problemas sociales de la población,
que casi nunca es analizado ni por las instituciones ni por
los profesionales de la salud. El suicido es el acto más
violento contra uno mismo. Existe suficiente evidencia
empírica que demuestra que la mayoría de los actos o
intentos suicidas están relacionados en su mayoría con
la prevalencia de trastornos mentales. El trastorno que
provoca cerca de un 60 % de los suicidios es la depresión;
un 25 % es causado por el consumo de drogas y alcohol.
Hay otros trastornos como la esquizofrenia, los bipolares y
de personalidad que también causan el suicidio. También
existe un porcentaje relevante de suicidios ocasionados
por conflictos de pareja (pasionales) o familiares. En los
años 2001 y 2002 (Minsal) se registró que la primera
causa de consulta fue la ansiedad. Escalante (2010)
informó de 1.287 suicidios y 31.200 intentos de suicidio
registrados en el año de 2009. En estudios de prevalencia
de alteraciones mentales (Gutiérrez, 2009), se han
encontrado prevalencias que oscilan entre el 34 a 65,5 %
de la población salvadoreña. Como podemos observar,
no existe concordancia entre el subregistro que lleva
el Ministerio de Salud, relativo a los intentos suicidas,
debido a que Escalante (Unidad de Salud Mental, Minsal)
7
El suicidio: etiología, factores de riesgo y de protección
reporta
31.200 intentos suicidas en 2009, mientras en la
tabla se observa un registro muy por debajo del antes
señalado.
Los resultados de un informe publicado (Gutiérrez &
García, 2013) recientemente, señalan que 53,6 % de la
muestra presenta síntomas de ansiedad e insomnio; de
estos 29,9 %
son mujeres y 23,7 % hombres. La prueba no
paramétrica del Chi-cuadrado (X²
1
= 5,777; p = .016) indica
que existe una asociación estadísticamente significativas
entre la ansiedad y el sexo, presentando un mayor número
de síntomas las mujeres. Con relación a la depresión, se
encontró que
28,8 % de la muestra
presenta síntomas de este
problema mental; de estos, 17,1 % son mujeres, mientras que
11,7 % hombres. La prueba estadística demuestra que existe
relación estadísticamente significativas entre la depresión y
el sexo (X²
1
= 8,497; p = .004),
indicando que existe más
prevalencia de síntomas depresivos en las mujeres (ver
tabla 1). Estos resultados se obtienen tras la dicotomización
de la escala de medida (intervalo) en dos categorías: con
síntomas y sin síntomas. Seguidamente se aplica la prueba
no paramétrica del Chi-cuadrado (X2).
Tabla 1.
Frecuencias y porcentajes por sexo de las dimensiones de ansiedad e insomnio y depresión
en una muestra salvadoreña (N = 1.209)
Tabla 2.
Frecuencia de incidencia de ansiedad, depresión e intentos suicidas del año 2006 a 2012 (Minsal, 2012)
Trastornos mentales y del
comportamiento
2006 2007 2008 2009 2010 2011 2012
Ansiedad 44.813 38.879 37.305 27.180 29.954 40.869 43.356
Depresión 8.204 7.863 7.089 5.471 4.867 9.118 9.875
Intentos suicidas 495 731 858 761 757 916 1.100
Nota: Casos de trastornos mentales y del comportamiento notificados en los reportes de vigilancia semanal (Minsal, 2012).
Dimensión Total en porcentajes Mujeres (%) Hombres (%)
Ansiedad e insomnio
Con síntomas
Sin síntomas
626 (53,6)
542 (46,4)
348 (29,9)
264 (22,6)
277 (23,7)
278 (23,8)
5.777*
Depresión
Con síntomas
Sin síntomas
340 (28,8)
841 (71,2)
202 (17,1)
421 (35,6)
138 (11,7)
420 (35,6)
8.497**
*p < 0.05; **p < 0.01
Datos de la Organización Mundial de la Salud (WHO) ponen
de manifiesto que más de un millón de personas se suicidan
cada año en todo el mundo, siendo la tercera causa de
muerte en personas con edades comprendidas entre 15
y 44 años (Bobes-García, Giner-Ubago & Saiz-Ruiz, 2011).
Mundialmente, el suicidio es una de las cinco causas de
mortalidad en la franja de edades entre 15 a 19 años. En
muchos países encabeza como primera o segunda causa de
muerte, tanto en los varones como en las mujeres de este
grupo de edad. Las cifras expuestas solo representarían
la punta del iceberg, ya que se estima que el número de
tentativas suicidas es aproximadamente unas 10-20 veces
superior, aunque la carencia de estadísticas nacionales e
internacionales adecuadas impide un conocimiento exacto
de la magnitud real del problema. Por cada persona que
se suicida, al menos seis personas requieren algún tipo de
terapia. Los hombres se suicidan con mayor frecuencia que
las mujeres, en proporción de 3:1, aunque estas lo intentan
más (Pérez-Barrero, 2010). En China se suicidan más
las mujeres. China e India aportan la cuarta parte de los
suicidios y no se encuentran entre los diez primeros países,
según sus tasas.
El suicidio ocupa un lugar entre las primeras diez causas de
muerte en las estadísticas de la Organización Mundial de la
Salud. Se considera que cada día se suicidan en el mundo
al menos 1.110 personas y que lo intentan cientos de miles
(Pérez-Barrero, 1999), independientemente de la geografía,
8
El suicidio: etiología, factores de riesgo y de protección
cultura, etnia, religión, posición socioeconómica, etc.
Cualquier sujeto puede, en determinado momento de su
existencia, sentir que la vida no tiene sentido por diversas
causas, como la enfermedad física o mental, la pérdida de
una relación valiosa, un embarazo oculto o no deseado, la
soledad, las dificultades cotidianas en personalidades poco
tolerantes, lo que convierte el suicidio en la mejor y única
opción para ellos.
Tabla 3.
Ideación, planes, e intentos en diversos
países
(Bertolote et al. 2005).
Países
Pensamientos de suicidio
(%)
Planes de suicidio
(%)
Intentos de suicidio
(%)
Atención médica
tras primer
intento
(%)
Brasil 18,6 5,2 3,1 38
India 2,6 2,0 1,6 88
Sri Lanka 7,3 1,5 2,1 56
Sudáfrica 25,4 15,6 3,4 47
Vietnam 8,9 1,1 0,4 22
Irán 14,1 6,7 4,2 48
Estonia 12,4 5,4 3,6 39
China 18,5 7,4 2,4 75
Australia 11, 0 10,6 4,2 ----
Suecia --- 15,5 4,0 55
Etiología
El suicidio se está manifestando con mayor frecuencia en
los jóvenes, tanto en números absolutos como relativos.
Los métodos empleados para cometer suicidio son los que
están disponibles para el sujeto, siendo los más frecuentes
las armas de fuego, el ahorcamiento, los venenos agrícolas,
los gases del alumbrado y de vehículos de motor, etc. La
letalidad del método empleado para cometer suicidio
no refleja las intenciones de morir del sujeto. Para
muchos investigadores, se consideran dos poblaciones
diferentes: los que se suicidan y los que lo intentan:
los suicidas son los que han tenido mayor cantidad de
eventos psicotraumáticos en su vida, presentan mayor
psicopatología, principalmente depresión, alcoholismo,
esquizofrenia y trastorno disocial de la personalidad, utilizan
métodos más mortales, tienen familiares suicidas, intentan
menos el suicidio y generalmente son del sexo masculino.
Los que intentan el suicidio tienen menos eventos vitales
psicotraumáticos, presentan menos psicopatología, como
trastornos de inadaptación, trastornos de ansiedad y
trastorno histriónico de la personalidad, utilizan métodos
menos letales, tienen familiares y amistades con intentos
de suicidio, generalmente son adolescentes y jóvenes del
sexo femenino.
El suicidio es una muerte multicausal, pues involucra
factores biológicos, psicológicos y sociales. En los
factores biológicos se tiene: baja concentración del ácido
5-hidroxiindolacético en el líquido cefalorraquídeo de los
suicidas; elevados niveles de actividad de la enzima MAO
en las plaquetas; papel de los ejes hipotálamo-hipófisis-
suprarrenal e hipotálamo-hipófisis-tiroides en la génesis
de la depresión; depleción global de catecolaminas
y predisposición genética a padecer enfermedades
suicidógenas.
En los factores psicológicos se tiene: desesperanza, baja
autoestima, pobre control de impulsos, pobre control
emocional, poca capacidad de amar a otros y a sí mismo,
necesidades psicológicas frustradas, desamparo, elevada
agresividad, constricción de las emociones y del intelecto,
opción suicida predominando sobre otras, ambivalencia,
dolor psíquico. En los factores sociales se tiene: exceso de
individualización y falta de integración (suicidio egoísta),
exceso de integración social y falta de individuación
9
El suicidio: etiología, factores de riesgo y de protección
(suicidio altruista), ruptura brusca del equilibrio existente
entre el sujeto y la sociedad (suicidio anómico) y excesivo
control y reglamentación que limita sustancialmente el
porvenir del sujeto (suicidio fatalista).
Los factores de riesgo y de protección
Los factores de riesgo y de protección del suicidio han
sido ampliamente descritos en la literatura y se agrupan
fundamentalmente en tres categorías: sociodemográficos,
comorbilidad y biológicos (Hawton, 2009; Fawcett, 2009;
Nock, 2009; Borges, 2010; Nock, 2008; Rehkopf, 2006).
La etiología multifactorial del riesgo de suicidio dificulta
su identificación. Por otro lado, la evidencia disponible
acerca de los tratamientos eficaces para su prevención
es limitada, puesto que procede en gran medida de los
datos de seguridad de los ensayos clínicos (Meyer, 2010).
Se han desarrollado diversas iniciativas que pretenden
facilitar la identificación y el manejo de los pacientes con
conducta suicida (Baca-García, 2004). Las más recientes
son las guías elaboradas por la Asociación Americana
de Psiquiatría en 2003 (APA, 2003). No obstante, existen
pocos trabajos acerca de la implantación en nuestro
medio de las estrategias recomendadas en la literatura
o de cómo la evidencia disponible modula el patrón
de actuación de los profesionales de la salud ante la
conducta suicida.
Los factores de riesgo suicida en la infancia. Padre
alcohólico, madre deprimida, abuso sexual, abuso físico,
violencia familiar, antecedentes de actos suicidas en la
familia, enfermedad mental, rasgos impulsivos, rasgos
perfeccionistas, timidez, ser poco tolerantes e incapaces
de posponer gratificaciones. Los factores de riesgo
suicida en la adolescencia: niñez con riesgo de suicidio,
amigos con conducta suicida, abuso de sustancias,
debut de enfermedades mentales suicidógenas como la
esquizofrenia y los trastornos del humor, intentos suicidas
previos, aceptación de la solución suicida como forma
de afrontamiento, trastorno de la conducta, familiares
con conducta suicida, desesperanza, pobre autoimagen,
escasas habilidades sociales y poca capacidad para resolver
conflictos y para buscar ayuda, falta de apoyo de figuras
significativas, baja autoestima, cambios de conducta en el
hogar y la escuela, problemas con el rendimiento escolar,
ausentismo escolar, regalar posesiones valiosas, dejar
notas suicidas, amenazar con el suicidio, referir ideas
suicidas, planificar el suicidio, cambios en los hábitos,
conducta rebelde sin causa aparente e identificación con
suicidas reales o ficticios. Los factores de riesgo suicida
en la adultez: adolescencia con riesgo de suicidio, padecer
depresión, padecer alcoholismo, padecer esquizofrenia,
intento suicida previo, cambios bruscos de la conducta,
enfermedad física invalidante, pérdida del empleo, pérdida
de prestigio, padecer un trastorno disocial de personalidad,
relación matrimonial caótica y violenta, padecer trastorno
del impulso, heteroagresividad (asesinatos y lesiones),
homosexualidad egodistónica, identificación con un
grupo en el cual la opción suicida sea permitida y fracaso
en las aspiraciones. Los factores de riesgo suicida en la
vejez: el aislamiento y los sentimientos de soledad, la
viudez, la jubilación, el rechazo y la competencia de las
generaciones más jóvenes, la depresión, el alcoholismo y
otras dependencias, los abuelos ping-pong, la enfermedad
dolorosa, las enfermedades con grave disnea, la demencia,
la institucionalización involuntaria.
Como resultado de que los jóvenes entre 14 a 19 años
son uno de los grupos etarios que en los últimos años
presenta mayores índices de suicidio e intentos suicidas.
Este informe describe brevemente las dimensiones del
comportamiento suicida en la adolescencia; se presentan
los principales factores protectores y de riesgo detrás
de este comportamiento y se sugiere cómo identificar y
conducir a los individuos en riesgo y también cómo actuar
cuando el suicidio se intenta o se comete en la comunidad
escolar. En la medida de lo posible, el mejor enfoque de
las actividades de prevención de suicidio en el colegio lo
constituye un trabajo de equipo que incluya maestros,
médicos, enfermeras, psicólogos y trabajadores sociales,
haciéndolo en estrecha colaboración con las organizaciones
comunitarias (OMS, 2010).
La prevención del suicidio puede clasificarse en:
prevención general, prevención indirecta y la directa.
Prevención general: incluye las medidas de apoyo
psicológicas, institucionales, educativas y sociales que
incrementan la capacidad de los individuos para hacer
frente a las situaciones de crisis. La prevención indirecta:
incluye las medidas de prevención encaminadas a la
reducción de los métodos suicidas y a la ayuda de los
problemas subyacentes como la enfermedad mental,
el abuso de alcohol y drogas, la enfermedad física, las
situaciones de crisis, etc. La prevención directa: incluye las
medidas de prevención para abortar o yugular el proceso
suicida. Los factores de riesgo suicida: el conocimiento
de los factores de riesgo que predisponen la aparición de
determinada condición mórbida es una estrategia válida
para la prevención del suicidio. Las encuestas realizadas
muestran que más de la mitad de los jóvenes que cursan
estudios superiores secundarios informan que tuvieron
pensamientos suicidas (McKey, Jones & Barbe, 1993). Los
jóvenes necesitan discutir estos asuntos con los adultos
(McGoldrick & Walsh, 1990).
10
El suicidio: etiología, factores de riesgo y de protección
En general, los varones adolescentes cometen suicidio más
a menudo de lo que lo hacen las mujeres. Sin embargo,
la tasa de intentos de suicidio es dos o tres veces mayor
entre las mujeres. Las jóvenes sufren de depresión más
a menudo que los varones, pero también es más fácil
para ellas hablar de sus problemas y solicitar ayuda. Esto
probablemente ayuda a prevenir los actos suicidas con
resultado fatal. Los jóvenes a menudo son más agresivos
e impulsivos y no pocas veces actúan bajo la influencia de
alcohol y drogas ilícitas, lo cual probablemente contribuye
al resultado fatal de sus actos suicidas. La combinación de
los síntomas depresivos y el comportamiento antisocial ha
sido descrita como el antecedente más común del suicidio
en los adolescentes (Spruijt E. de Goede, 1997; Weissman,
1999). Diversos informes establecieron que casi las tres
cuartas partes de aquellos que eventualmente se quitan la
vida muestran uno o más síntomas de depresión y pueden
sufrir de una enfermedad depresiva importante (Schaffer &
Fisher, 1981).
Discusión
El fenómeno del suicidio y los intentos suicidas son dos
problemas del mismo trastorno, que requieren de un
abordaje diferente por el profesional de las salud mental.
Por un lado, el suicidio es un hecho fatal que poco o nada
las instituciones y los profesionales les preocupa, siendo
esta una tendencia mundial, a pesar de que anualmente
más de un millón de personas se quitan la vida, esto
equivale a que cada 40 segundos una persona se suicida en
algún lugar del mundo. En El Salvador, cada año más de mil
personas se quitan la vida por diferentes razones, y existe
una cantidad relevante de personas que intentan suicidarse
cada año. Es de suma importancia conocer e identificar
los factores de riesgo y de protección del suicidio, para la
implantación de medidas preventivas orientadas a eliminar
o disminuir la incidencia del problema. El suicidio es un
fenómeno que está determinado por factores biológicos,
psicológicos y sociales. En este sentido, las causas más
frecuentes del suicidio son las enfermedades mentales,
como depresión, ansiedad, esquizofrenia, trastornos
disociales de la personalidad, el consumo de drogas y
alcohol. También se tienen los problemas sociales, como
la falta de integración y apoyo social, la ruptura social o
pérdida del vínculo social, los problemas afectivos y
conyugales. Entre los problemas psicológicos se tienen:
falta de apoyo social, pobre autoestima, pobre control de
impulsos, inestabilidad emocional, disfunciones psíquicas y
agresividad, entre otros. Conocer la prevalencia del suicidio
en El Salvador es esencial para identificar los factores de
riesgo y de protección, de cara a fortalecer los mecanismos
de protección y disminuir el riesgo, todo encaminado a la
prevención del suicidio. Una forma efectiva de prevenir
el suicidio es disminuir la preval